‘ENVIDIA SANA’ (LE BONHEUR DES UNS…)

 

 

Por Elena Yanes

 

 

‘Envidia sana’ se presenta como una comedia francesa ligera, de esas que nos sacan una risa tímida y placentera, después de la comida. Pero no logra sin embargo alcanzar ninguno de los que parecen ser sus objetivos: que el espectador se identifique con los personajes o, simplemente, entretener. Muchas escenas —sobre todo durante los primeros compases de la película— se hacen demasiado largas, tediosas y poco creíbles. Poco ayuda a arreglarlo la incansable superficialidad de los diálogos.

El filme trata la relación de dos parejas, desde el vínculo de una amistad que se ha prolongado durante décadas. Pero la trama verdaderamente comienza cuando el éxito de Léa (Bérénice Bejo) saca a la luz toda una realidad de envidias e hipocresía que incomodan hasta al espectador, que mira atónito desde la butaca. El marido machista de Léa, Marc (Vincent Cassel) y su mejor amiga Karine (Florence Foresti) alaban sus logros cuando están en la misma habitación que ella, pero la critican a sus espaldas. Es algo que, quizás propuesto de otra forma, sacaría esas sonrisas tímidas en la sala. Pero Daniel Cohen, que en El chef sí consiguió hacer reír al público, de la mano de Jean Reno, dirige una comedia pesada, en la que lo único creíble es el personaje de Francis (François Damiens).

Aunque después de ver ‘Envidia sana’ se sale del cine tratando de contar los momentos de risa sincera —lo que se puede hacer con los dedos de una mano—, no todo es estéril en esta película. Precisamente el personaje de Francis aporta momentos de ligereza, quizás el único de los cuatro que se identifica realmente con lo que se puede esperar de una comedia francesa. Sus rasgos de hombre ingenuo distan mucho de lo estúpido e incluso consiguen acercar al espectador a la historia con la que Cohen busca, sin éxito, dibujar una realidad con la que cualquiera podría identificarse. Y no digo que ello sea imposible, pues las aspiraciones de los protagonistas, su lucha constante por buscar su lugar en el mundo o la comparación con los que se presuponen semejantes casan con los problemas con los que se enfrenta gran parte de la sociedad actual. Pero cuando la envidia se enquista en la historia, hasta volver cada situación incómoda, las ganas de huir se adueñan de las piernas del espectador, imaginando lo que tendría que hacer la propia Léa, en más de una ocasión.

Es una pena que Daniel Cohen no haya logrado aprovechar el talento de actores reconocidos internacionalmente como Bérénice Bejo (The Artist) o Vincent Cassel (Cisne Negro o Jason Bourne, entre muchas otras) para repetir lo que hizo con El chef en 2012.

 

Dirección: Daniel Cohen

Reparto: Bérénice Bejo, Vincent Cassel, François Damiens, Florence Foresti

A CONTRACORRIENTE FILMS estrenará en cines la comedia francesa ENVIDIA SANA («Le bonheur des uns…») el próximo 25 de junio. La película está dirigida por Daniel Cohen, responsable de films como «El chef, la receta de la felicidad», y está protagonizada por Vincent Cassel (“Especiales”«Cisne negro»), la nominada al Oscar Bérénice Bejo (“The Artist”«De la India a París en un armario de Ikea»), Florence Foresti (“Barbacoa de amigos”) y François Damiens (“Sácame de dudas”).

 

About the author